domingo, 10 de mayo de 2009

Los ucranianos

En Los ucranianos, de Rafael Aguirre, un empresario del sector de la construcción decide que ya es hora de hacerse un nombre público para aprovechar su fortuna.

Para ello lanza una iniciativa rompedora en el proceloso mundo de... las regatas de traineras del Cantábrico. Contratará a los mejores remeros, todos ellos medallistas olímpicos, y los entrenará para que compitan por San Sebastián (junto con tres vascos, por el tema de la imagen).

Esos ejemplares de hercúlea constitución física se encuentran en Ucrania, de manera que organiza su traslado a la ciudad donostiarra, acompañados de novias y bagajes, mientras él se mueve para que el proyecto se convierta en algo grande. Y quizá, sólo quizá, iniciar una nueva carrera de forma "altruista". ¿Presidente de la Real Sociedad? ¿Alcalde?...

Veremos en esta novela los tejemanejes de la política, de los negocios que se cierran en cotos de caza, de los arreglillos con sindicatos o ecologistas, del deporte y de la vida familiar del protagonista.

También veremos a uno de los componentes del equipo convertirse en estrella de un culebrón televisivo, a otros abrir un restaurante de su cocina típica o, dada su buena planta, disfrutar de un éxito palpable con las jóvenes (y no tan jóvenes) guipuzcoanas.

Y es que al final, sólo hay dos idiomas con los que no se hace el ridículo: el del dinero y el del amor. Bueno, algunas veces sí.

Recomendado con simpatía.




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

1 comentario:

Anónimo dijo...

Me acabo de acordar de un chiste de regatas..........y estoy descojonciada viva, ajjajajajaj ( perdón)...